Los navegadores modernos cada vez demuestran más y más capacidades, y la última prueba de ello es un pequeño truco que permite convertir a cualquiera de ellos en un útil y versátil bloc de notas.
El descubrimiento proviene de un post de José Jesús Pérez Aguinaga en Coderwall, una comunidad de desarrolladores, y consiste en hacer uso del formato Data URI para crear una simple página HTML que contiene el nuevo elemento HTML5 llamado ‘contenteditable‘.


Así, si escribimos lo siguiente en el campo de direcciones de nuestro navegador:

data:text/html, <html contenteditable>